miércoles, 17 de septiembre de 2008

2-0 Batazo de Champions


Comenzó positivamente el camino a Roma el Real Madrid, frente a un rival muy inferior a los blancos que pudo salir goleado de no ser por la falta de definición blanca la cual desde el primer minuto llego a tener el partido con oportunidades de Ruud. Sin embargo la victoria no es mas que una victoria, ya que la falta de definición de jugadores como Robben, Ruud o Van der Vaart. Victoria mas que merecida para un Madrid que domino de principio a fin y que no sufrió, lo mas negativo tal vez la salida de Gago por lesión en la primera mitad, buen papel de Ramos quien además de aportar el primer gol fue referente ofensivo llegando al protagonizar varios remates. No fue la noche de Raúl que fue bien custodiado por el Borisov, también se vieron bien Guti y Robben quienes pusieron futbol pero que tampoco tuvieron suerte de cara al arco algo preocupante de cara al futuro. En el otro partido del grupo cayo el Zenith por la mínima ante la Juve en Italia. Partido en el cual se honro la muerte del delegado de la Uefa para este partido, tras morir ayer afuera de su hotel en Madrid de un infarto.

Un partido el cual comenzó con varias escapadas de los blancos, tanto así que Ruud pudo hacer el primer gol en el minuto uno de no ser por posición adelantada. Este mismo tuvo el gol de frente en dos ocasiones mas, el Bate no respondía, cuando una vez mas a un pase de Robben al cual Guti no llegaría. También lo intento Van der Vaart pero con la misma suerte que sus compañeros, el Borisov por su parte intentaba sorprender a Casillas con remates de larga distancia que en varias oportunidades representaron peligro. Sin oposición llegaría el primer de una jugada entre Guti y Ramos que frente al arco puso el 1-0, poco significaba para un partido del cual se esperaba goleada. Casillas tendría un poco después si no me equivoco su única intervención bajo los portes, después de un centro que fue rematado de cabeza. Los blancos merecían más pero ni las escapadas de Robben ni el ingenio de Raúl daba crédito a aumentar un marcador que se quedaría corto ya en el primer tiempo.

La segunda parte dibujaba mas de lo mismo, el Borisov agoto dos cambios pero sin embargo no pudo hacer nada, ante un equipo merengue el cual atacaba pero no concretaba. El segundo tanto llegaría a unos 15 minutos de empezada la primera parte, con el protagonismo de un Raúl que tras el remate solventado por el arquero Rusos el cual reboto en un contrario, y permitió a Ruud sobre la línea apuntarse el gol. Un 2-0 que no deja conforme las expectativas de los poco seguidores que visitaron el Santiago Bernabéu hoy, seguirían llegando las oportunidades de Van der Vaart y Ramos de larga distancia. La inclusión de Ruston Drenthe trajo como consecuencia la expulsión de Khagush, con la cual se le ponía mas cuesta a riba los Rusos el partido que desde el inicio fue completamente blanco. Entrada sobra Drenthe en la cual el árbitro no dudo en sacar la segunda amarilla, seguiría generando peligro el Madrid sin suerte, ni el enchufado Higuain pudo concluir lo que parecía su cuarto gol en cuatro partido en casa.

Así termino el partido, frente a quien parece sin duda el rival que no causara problemas en el grupo, de la defensa poco que hablar sin trabajo en este partido Ramos tal vez el mejor tras ir arriba. Van der Vaart y Guti se vieron bien, al igual que Ruud a pesar de anotar solo una vez.

4 comentarios:

Humberto dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Peña Madridista Girona dijo...

Para aguantar los 90 minutos de ayer sin dormirse hay que ser muy madridista. Estuvimos poco brillantes.

Un saludo.

www.madridistas-girona.blogspot.com

La Quinta del Buitre dijo...

En caso de haber goleado, extraer conclusiones con un rival tan mediocre no hubiese sido lógico. Sin haber goleado, con esa pasibidad y ese desdén, las conclusiones sí son fiables al ser extraídas. Y no son buenas, precisamente.


Un abrazo, amigo.

Gol Blanco dijo...

Este es el Madridismo, ya no vale ganar, necesario es golear! A mi me parece una buena victoria dada lo recién iniciada la temporada.